M. Martínez Fdez, poema (De Fútil Imaginario) “Cazadores”.

Cazadores.

Cerré el portal,
las escaleras con sus puertas bostezando,
invitando a destripar al recuerdo,
prendidas quedaron de la memoria,
como hongos,
igual a una enferma alga,
nutriendo,
confabulando su mortificado liquen.

A veces penetro en las salas,
unos escuetos pasos apenas,
en dermis el temor prendido,
oteando sombras los ojos,
imprecisos sonidos,
ecos distantes,
viento entre los quicios de las ventanas enturbian lamentos.
Recojo restos,
futuros abalorios,
talismanes y reliquias que hermosearan tu cuello.

Conjeturo las palabras invocadas entonces,
cotidianas pendencias imagino,
los pasos dados por los cuerpos idos,
de la vida las fragancias exudando
cansancio e incomprensible hastío.
Mientras regreso en ferviente silencio rezo,
suplico que aquella locura no nos alcance,
el derecho imploro a justamente empezar de cero.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .