Poema por Ignacio Campoy “Branas”.

46. Branas.

Supe de bambalinas y cicloramas,
sospeché que en el abismo del proscenio
mi voz recitaba en balde, en vano.
Un fondo de negrura mudo e invisible
acompañaba el eco infértil de los pasos.

Prosigue la farsa, el libreto aceptas
y con él las luces de tramoya, inviernos
tristes y melancólicos veranos. Suceden
las escenas y un desfilar de secundarios,
comparsas creíbles, séquito sin luz, falso.

Y así todo sucede, labios prenden labio,
miras a los ojos y a tus ojos sorprendes.
Descubres en el pájaro a todas las aves,
y en los besos, un torpe e inútil intento
por llegar al turbio corazón de tu deseo.

En este tablado confío y aguardo,
puede que un día, sobre sutil escenario,
entre aplausos y bises nos tropecemos.

marionette1-theatre-performance (2)

1901079552065.barcode2-72.default.png

2 Comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s