Florencia Fontan, poema “Deconstrucción”.

Deconstrucción.

Apartas el pelo
como quien reniega de una idea.
El vapor nimba los cristales
de la cocina y garabatea rastros húmedos
por los baldosines.
Tienes sueño y el café es una excusa,
una mentira para postergar
el reencuentro con las calles.
Has renegado de tantas cosas
que ya nada posees,
ni nadie te retiene o arrebata.
En realidad, era simple.
Dejar correr los días,
abrir el grifo del lavabo
y que, junto a los restos de nosotros mismos,
el sumidero trague,
se ahogue cegado de tanta mierda.

Después el carmín mentirá el gesto
y la finísima línea que dibujamos
bajo el párpado izquierdo asegurará
como, aquí, nunca pasa nada.

maquillaje 2 (2)

4 Comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s