Nerea Atutxa “Quienes somos”.

IMG-20180329-WA0001

 

Quienes somos.

Sentir bajo sus pies el filo del abismo,
ese momento calmo que antecede al primer paso al vacío,
el impagable segundo que sucede antes que la gravedad te arrastre…1

Estamos dentro del gusano de seda, una seda espesa que aceptas o te ahoga hasta que lo aceptes. Así es el sistema. No puedes huir de él, no puedes mantenerte al margen porque está en todas partes. Incluso en la región más remota del altiplano boliviano. Una nación clandestina2 que deja de serlo a medida que la mano de un sistema global acoge a todo el planeta, sin clandestinidad posible. Un Big Brother de 1984, un ojo permanente que invita con tentativas a unirte a su mundo civilizado. No permite medidas alternativas, o estás o no lo estas. Un Sebastián entre dos sistemas culturales. Como un historiador madrileño nacido en Colombia. Se sorprendió gratamente de la conversación que se gestó a raíz de que alguien le lanzara la pregunta Y tú, ¿De dónde te sientes? Vi la cara de Sebastián, vi la cara de muchos y muchas, vi caras de la ciudadanía del mundo sin saber qué responder.

La transculturación que Jorge Sanjinés muestra en la película es parte de la dolencia del mestizaje y del vínculo jerárquico que se establece entre dos culturas distintas. El desarraigo cultural que sientes al salir de la cultura que ha nutrido los años más importante de tu aprendizaje personal y entrar en otra que reclama suprimir esas primeras huellas de uno mismo. Crear una identidad artificial suplantando la anterior. Una clandestinidad de un barco pirata con bandera nacional. Un lobo disfrazado de oveja en un rebaño. Una dualidad creciente que te descoloca y te hace bailar hasta caer muerto.
Y yo me pregunto qué es la identidad3. Si nos han educado y estigmatizado para que tengamos que sentirnos de algo, de alguien. Para que necesitemos enraizarnos en nuestros primeros recuerdos y anclarnos en lo que fuimos sin ser lo que somos. Seres de tradiciones inmóviles ¿acaso las tradiciones son dinámicas? Ya no somos nómadas, quizá nunca lo fuimos culturalmente. No somos camaleones que tras fondos distintos adoptamos piel de gamas cromáticas. Con el mundo haciéndose más pequeño tendría que ser más fácil ser muchas partes. Ya nadie es de donde nace, ni se siente de donde está, todos somos quizás, Sebastián en algún sentido. Todos estamos entre el mundo sin pertenecer a ningún sitio en concreto.

<<¿No?>>

Sentimientos ambiguos tal vez, sensaciones de sentimientos; aquí y allí, y ningunas partes. Al final, cuando has estado tanto, sin estar donde has nacido, no te sientes de ningún sitio. Sebastianes que buscan donde bailar hasta morir, quizás buscando una paz que nunca tuvieron en vida, sin enraizar en existencia que crezca un árbol tras ella.

<<Pero, se apátrida, recuerda4 >>

Querida ciudadanía del mundo, seas de una cultura casi extinta, mitificada, invalidada, alabada, anulada, superiorizada, suprimida, elogiada, erradicada o enaltecida, baila donde quieras bailar, donde quieras perecer. Solo era eso, Sebastián quería exhalar su último momento en sus raíces primitivas5, morir como no había podido vivir. Dejad que baile, quizás sea en muerte donde somos quienes somos.

1 Martínez Fdez, M.: Cognoscentes (escritor, aún desconocido).
2 Película dirigida por Jorge Sanjinés, La nación clandestina, Bolivia, 1989.
3 Del Latín Idem: lo mismo, igual.
4 Fragmento de poema, Miquelious Monk, referido en el espacio creativo Siniestradelaire.org
5 Primer significado de la definición: perteneciente al origen.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s